Salud Digital

La OMS publica su guía sobre la salud digital

La guía también hace recomendaciones sobre la telemedicina


La Organización Mundial de la Salud ha publicado una guía para que los diferentes países puedan utilizar la tecnología de salud digital, accesible a través de teléfonos móviles, tablets y ordenadores, para mejorar la salud de las personas y los servicios asistenciales.

El Director General de la OMS, Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus ha comentado que es necesario aprovechar el poder de las tecnologías digitales para lograr la cobertura universal de salud. La tecnología no es un fin en sí misma, es una herramienta vital para promover la salud, mantener el mundo más seguro y atender a los más vulnerables.

Durante los últimos dos años, la OMS revisó sistemáticamente los últimos datos sobre tecnologías digitales y consultó con los mejores expertos de todo el mundo para elaborar esta guía con recomendaciones sobre la forma en la que las nuevas herramientas digitales pueden utilizarse para lograr el máximo impacto en los sistemas de salud y la salud misma de las personas.

La OMS destaca varios ejemplos cómo las aplicaciones móviles que envían alertas a las mujeres embarazadas para que asistan a las citas de atención prenatal o que recuerdan a las madres el calendario de vacunaciones de sus hijos. O soluciones digitales como las herramientas de apoyo en la toma de decisiones médicas o las herramientas que permiten que el personal sanitario se pueda comunicar entre ellos y consultarse temas de salud en diferentes lugares del mundo.

El uso de las tecnologías digitales ofrece nuevas oportunidades para mejorar la salud de las personas, asegura la Dra. Soumya Swaminathan, Científica en Jefe de la OMS.

Para la OMS para que las tecnologías digitales sean sostenibles e integradas en los sistemas de salud, deben poder demostrar mejoras a largo plazo sobre las formas tradicionales de brindar la prestación sanitaria.

La OMS también incide en otros aspectos, cómo que los usuarios deben tener la seguridad de que sus propios datos están seguros y de que no se están poniendo en riesgo porque han accedido a información sobre temas de salud delicados, como temas de salud sexual y reproductiva.

El personal sanitario necesita una capacitación adecuada para aumentar su motivación para la transición a esta nueva forma de trabajar digital y necesitan aprender a utilizar la tecnología de forma fácil.

La OMS destaca la importancia de la implicación de los gobiernos y administraciones públicas y de su coordinación para garantizar que estas herramientas no estén fragmentadas en todo el sistema de salud.

La guía también hace recomendaciones sobre la telemedicina, que permite a las personas que viven en lugares remotos obtener servicios de salud mediante el uso de teléfonos móviles, portales web u otras herramientas digitales. 

La OMS señala que este es un complemento valioso para las interacciones cara a cara, pero no puede reemplazarlo por completo.

También es importante que las consultas sean realizadas por personal sanitario calificado y que se mantenga la privacidad de la información de salud de los usuarios.

La guía enfatiza la importancia de llegar a las poblaciones vulnerables y garantizar que la salud digital no los ponga en peligro de ninguna manera.

En 2018, los gobiernos adoptaron por unanimidad una resolución de la Asamblea Mundial de la Salud en la que se pedía a la OMS que desarrollara una estrategia global sobre salud digital para apoyar los esfuerzos nacionales para lograr la cobertura universal de salud.

Esta estrategia se debatirá en la Asamblea Mundial de la Salud en 2020.


    Ver comentarios
    Actualmente no hay comentarios