Estudios Telemedicina

Telemedicina para pacientes con enfermedades crónicas

Y contrariamente a lo que se podría pensar, las encuestas de satisfacción por parte de los pacientes son muy elevadas


La telemedicina para pacientes con enfermedades crónicas es todo un avance por razones obvias. Aumenta la autonomía del enfermo, lo que sin duda se traduce en un incremento de la calidad de vida y reduce la necesidad de consultas médicas periódicas, lo que se traduce en libertad para el paciente y en descongestión de centros de salud.

Cuando hablamos de paciente con patología crónica avanzada (EPOC, demencia, insuficiencia cardiaca,…) la tecnología aplicada a la medicina permite telemonitorizar a estos pacientes incrementando así su calidad de vida al tener que realizar menos visitas a Urgencias e incluso innecesarios reingresos hospitalarios.

Sin olvidarnos del importante papel que tiene la autogestión. El paciente se involucra mucho más gracias a la telemedicina.

Es indudable que el éxito de la telemedicina se basa en que esta tecnología incrementa el control sobre los pacientes y facilita la continuidad en su tratamiento, mejora su disponibilidad y especialmente, la accesibilidad a la información médica.

Gracias a la telemonitorización es posible realizar el seguimiento de diferentes aspectos del estado de salud, tales como las constantes vitales y parámetros biomédicos, el seguimiento de signos y síntomas mediante sencillos cuestionarios, vigilando la capacidad funcional y cognitiva a través de escalas e índices de valoración.

De forma fácil y sencilla, el profesional médico tiene acceso mediante distintas soluciones informáticas a los datos que los pacientes crónicos se toman en sus hogares mediante tablets con periféricos como tensiómetros o glucómetros. Incluso la mayoría de estos sistemas permite realizar una videoconferencia entre paciente y médico.

Y contrariamente a lo que se podría pensar, las encuestas de satisfacción por parte de los pacientes son muy elevadas con un índice muy superior en satisfacción, calidad y eficiencia de la atención sanitaria al modelo presencial.

Por ejemplo, GeCHRONIC, un programa de atención a pacientes crónicos de alta complejidad con un alto componente de telemedicina desarrollado por el Hospital La Fe de Valencia concluyó que para los pacientes se consiguen mejoras de hasta un 30% en la calidad de vida respecto a los que recibieron atención presencial.


Ver comentarios
Actualmente no hay comentarios